Blog

Si quiero aumentar el valor mi piso en Ourense, tengo que lavar bien mi coche,

No vamos a contar nada nuevo cuando por todos es sabido que el objetivo de cualquier propietario de un piso en Ourense es vender su vivienda lo más cara posible, y por el contrario, el de los compradores es todo lo contrario, comprar lo más barato posible. 

Llegar a un acuerdo a veces es más fácil de lo que creemos y otras sin embargo la negociación dura más de lo deseado, sin saber si finalmente seremos capaces de venderlo. Pero hay una cosa importante que todo propietario debe de tener en cuenta, como es: el ESTADO EN EL QUE ESTÁ SU VIVIENDA

Cuando queremos vender nuestro coche y el dinero de la venta destinarlo a la compra del nuevo que tenemos en mente, lo primero que tenemos que hacer es lavarlo de forma excelente tanto por dentro como por fuera. Le cambiamos: los tapacubos por unos nuevos, las alfombrillas interiores, comprobaremos que todas las luces están en perfecto estado, así como los neumáticos y nos aseguramos de que no hay ninguna bombilla fundida. Y para terminar colgaremos del retrovisor interior el famoso ambientador «de pino», como no podía ser de otra forma y por supuesto,  deberá tener la ITV en vigor.  

Hecho esto puede, que no nos den el dinero que pedimos por el, pero seguro que obtendremos mucho más, que si lo presentamos, como teníamos pensado hacerlo, sin haberlo trabajado un poco. Me encuentro a muchos propietarios de vehículos que son capaces de hacer todo lo necesario para vender su coche por el mayor precio posible, haciendo lo que acabo de relatar, y sin embargo cuando se trata de su vivienda, hacen todo lo contrario o no hacen nada y creen que la LEY DEL TODO VALE, es suficiente para vender el inmueble al precio que deseen hacerlo. 

Puede que esto funcionase hace algunos años, pero hoy en día con miles de pisos tan buenos o mejores que el nuestro publicados diariamente en los distintos portales inmobiliarios, estoy seguro de que si no hacemos lo que hay que hacer para que el nuestro alcance la condición de excelente, tendremos un grave problema para conseguir que destaque y se diferencie de los demás

En los tiempos que vivimos, en cualquier actividad o proyecto que deseemos llevar a cabo, ya sea a la hora de buscar un empleo o de montar nuestra propia empresa, o bien, tenemos unas cualidades personales que nos hacen diferentes a los demás o bien el producto que vamos a vender es tan espectacular que el éxito lo tenemos asegurado antes incluso de venderlo. Pero volvemos al origen: LA DIFERENCIACIÓN

Vamos a analizar con detenimiento nuestro inmueble en la ciudad de Ourense y sobre todo vamos a ser sinceros con nosotros mismos:

El edificio tienen bastantes años, no hay derramas a la vista pero es antiguo. Es un segundo sin ascensor, tiene calefacción, es totalmente exterior, tiene tres habitaciones, pero con el mobiliario de «la Bisabuela», y que necesita alguna que otra reforma y no tiene plaza de garaje. 

Lo primero que debemos hacer es aplicar la «Técnica de los Chinos»: COPIAR. Ver que pisos similares al nuestro nos rodean y fijarnos solo en los de calidad en aquellos que valen lo que piden por ellos, en los que si fuéramos a comprarlos lo haríamos con los ojos cerrados, esos que enamoran nada más abrir la puerta de la entrada. 

Bien, una vez hayamos hecho esta labor de investigación, nos tenemos que poner manos a la obra, y dentro de nuestro presupuesto poner a trabajar nuestra imaginación y creatividad para dotar a nuestro «aspirante a piso Premiun» de todas aquellas soluciones y arreglos que lo convertirán en nuestro «Piso-Alfa», el macho de todos los pisos de la mejor zona en Ourense.

Lo que sucede es que en este país, estamos más acostumbrados a oír la palabra GASTO, que la palabra INVERSIÓN, y cuando le aconsejas a un propietario sobre lo que debería hacer con su inmueble para tener alguna oportunidad de venderlo a un precio razonable y de mercado, dice: que no piensa gastar ni un duro, que vale bien como está, que es para alquilar. Ante esta contestación me pregunto ¿si los euros que gana este propietario valen más que el de los aspirantes a inquilinos?. La respuesta es no, valen lo mismo y a unos más que a otros nos cuesta ganarlos cambiando nuestro tiempo por dinero. 

Y así con esta forma de pensar el piso puede llegar hasta cumplir «Trienios», dentro del portal inmobiliario en dónde está publicado, con la pérdida de dinero anual que supone el no haberlo vendido a tiempo. Hoy hay una gran oferta de empresas que se dedican a las reformas, para aquellos propietarios que no sean «manitas» y no tengan conocimientos de bricolaje. El pedir varios presupuestos es algo tan sencillo como llamar a varias empresas de Ourense por teléfono y acordar una cita para que nos digan a cuanto pueden ascender las obras.

En numerosas ocasiones el coste de la reforma, que puede ser una mano de pintura, y actualizar algunos muebles y poco más, es mucho menor que las BAJADAS DE PRECIO que se ven en muchos de los inmuebles publicados, en dónde hay descuentos de 3.000€, 6.000€ o incluso 10.000€. Y a pesar de ello sigue habiendo personas que prefieren continuar bajando el precio que INVERTIR algo de dinero en su vivienda para, no solo cortar la tendencia de bajada, sino incluso llegar a pedir un poco más, porque las reformas que se han hecho valen la diferencia en precio. 

Está en nuestra mano el cambiar nuestra forma de pensar, somos dueños de nuestros actos, por eso invito a todos los propietarios de viviendas a las que le hacen falta una «mano de chapa y pintura» que no lo duden, y a nivel personal, decirles que causa un gran placer el vender una vivienda, de esto no hay duda, pero sobre todo es mucho más gratificante ver la cara de alegría y satisfacción de los compradores cuando abren la puerta de entrada y quedan asombrados con lo que hay dentro. 

Moraleja: «LIMPIA BIEN TU COCHE, PARA VENDER TU PISO AL MEJOR PRECIO POSIBLE»

Hasta el próximo capítulo….. 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *